Evitar robos de material fotográfico

Os adjunto una serie de consejos para evitar que nos roben nuestro apreciado equipo fotográfico. No son míos, los he sacado de la página de canonistas.

Cada vez están apareciendo más y más casos de robos de material fotográfico, tanto en la calle como en domicilios.
Creo que no voy a descubrir nada nuevo en esta entrada, pero si reunir algunas cosas básicas que todos deberíamos tener presentes para evitarnos el disgusto. Solo es mi opinión, puede ser acertada o no, pero espero que pueda ser de ayuda para otros.

Espero vuestra participación para ir ampliando y mejorando lo expresado:

Antes que nada.
Seguramente, hubo unos años en los que podíamos andar más tranquilos por la calle, ya que nuestras réflex digitales eran confundidas con las antiguas analógicas y los cacos preferían las ‘compactas digitales’. Pero ahora ya saben que son digitales, saben que tienen un alto valor y ya somos un objetivo.
En nuestra actuación siempre debe prevalecer la precaución, no hay que bajar la guardia, sin que llegue a ser obsesivo, pero la prudencia nos puede salvar de un gran disgusto.

Precauciones en general
¿Cuánto equipo tienes?¿Cuánto vale?¿Cuánto te ha costado reunirlo?
Seguramente habrás respondido bastante a todas estas preguntas, por ello te planteo ¿y que haces para protegerlo?

Deberías, ya, hacer un listado de todo el material, indicando su marca, modelo, número de serie, realizándole una fotografía y buscando la factura. Son los datos que necesitarás el día de mañana si sufres un percance y quieres poner una denuncia en condiciones. No puedes confiar en encontrar todo esto cuando sufras el robo, porque igual ya no lo tienes disponible.
Almacena una copia en papel de esta información, archivada junto al resto de documentación, y no te cuesta mucho mantener una copia digitalizada en tu ordenador para tenerla disponible.

Precauciones en el domicilio
Normalmente, mientras no hacemos uso del equipo solemos tenerlo almacenado en nuestros domicilios. Pero, debemos plantearnos que ocurre si entran ladrones en el domicilio.

  1. No guardes el material fotográfico a la vista, es un material de un valor importante y como tal debería estar suficientemente protegido. ¿A que no dejarías días y días una joya de 1000€ encima de la mesa del despacho?
  2. No hagas ostentación del material que posees, cuanta menos gente sepa el arsenal que guardas en tu casa mejor, menos se correrá la voz y menos peligro de que alguien se sienta tentado de tomar el bastión.
  3. Entérate de primera mano, acudiendo a tu aseguradora, sobre si el material está cubierto en caso de que hubiera un robo, incendio, inundación o siniestro.
    Normalmente los seguros de hogar cubren un máximo de valor por objeto, por lo que te puedes encontrar la desagradable sorpresa de que no esté cubierto en caso de percance. Muchas veces las aseguradoras permiten al igual que con las joyas declarar objetos de valor para que queden cubiertos, con el consiguiente aumento de la prima, aunque muchos usuarios han reportado que sus aseguradoras no admitían este tipo de material.
    Entérate como está tu seguro de hogar en concreto, que tienes cubierto y que no. Que no te basten las palabras, si te dicen que sí, pídelo por escrito para tener constancia de ello.
  4. HoneyPot: Anticípate a lo que pudiera ocurrir si entran los ladrones a tu domicilio. Normalmente buscan actuar rápido y desaparecer, mira de dejar alguna migaja de su gusto a mano para que no lleguen a hurgar lo suficiente como para encontrar el equipo.
    Haz aparentar que el equipo apenas tiene valor, deja unos carretes junto con el equipo para que piensen que es de las antiguas.

Precauciones en el exterior
Por lo que leemos por la red, la mayoría de incidentes son robos por despiste, o desatención del material. En la mayoría de casos se podrían evitar, hay que ser conscientes de que ellos, los cacos, son mejores que nosotros en esto y al mínimo despiste habrá volado nuestro equipo.
Cuantas más medidas de precaución tomemos, más evitaremos los problemas.
La mayoría de cosas que comento están pensadas para entornos urbanos/ciudad.
Por comodidad, voy a hablar de mochila, pero entendamos que esto es válido para cualquier bolso, maleta, o medio de transporte del equipo

  1. Lo más fundamental es, nunca pierdas el contacto físico con tu bolsa o mochila si hay desconocidos en un entorno de 300m, no es una exageración, 100m por una persona atlética pueden suponer unos 20s de tu despiste.
    • Si estás por ejemplo en una cafetería y la apoyas en el suelo, pasa tu pierna por una de las correas de forma que impidas un tirón. También impedirás que se te olvide allí.
    • Si estáis en grupo, dejad todas agrupadas y de forma que uno o más de vosotros siempre tenga visibilidad de las mismas, y nunca a más de 1 metro de distancia.
    • A la hora de cambiar material, mira de no tener gente cerca, si apoyas la mochila en el suelo, tenla siempre amarrada por la correa.
    • No dejes tu mochila en el suelo cuando estés fotografiando.
  2. NUNCA, en serio, nunca, dejes tu equipo en el maletero del coche, ni que decir que en los asientos a la vista. No valen las justificaciones de, mi maletero es tipo cofrecomo ya estaba dentro y no lo he abierto no pasa nada que no lo han visto, etc.
    Dejarse el equipo en el maletero es jugar a la ruleta rusa, hoy te puedes salvar, pero alguna vez te puede tocar a ti.
  3. Cuando circules en tu coche, cerciórate de tener los seguros cerrados para evitar que te birlen en un semáforo. ¡ojo a las ventanillas!
  4. Cuando vayas en transporte público, al igual que si estás en una aglomeración de gente, mejor tener la mochila o bolso en la parte delantera. Asegúrate de no llevar cosas de valor en los bolsillos exteriores.
  5. Si estás fotografiando en grupo, estad pendientes unos de otros, si ves que tu compañero/a va a hacer una foto, obsérvale durante esos 10s para que nadie se le acerque por detrás y aproveche ese momento de concentración fotográfica, pero distracción del entorno, para darle un tirón.
  6. Evita la ostentación del equipo, cuanto menos vean, menos saben.
  7. Lleva contigo lo imprescindible. No tengas por costumbre coger todo el material en cada salida fotográfica, antes de salir, medita que equipo puedes necesitar y lleva solo eso, en caso de robo el daño será menor.
  8. Evita fotografiar solo en sitios peligrosos, ojo con las localizaciones desconocidas y sitios abandonados, pueden haber inquilinos no deseables.
  9. Que no te despisten. Si notas cualquier movimiento raro, si alguien te está tratando de distraer, ¡ojo! puedes estar siendo víctima de un robo. La mejor forma de estar enterado de los métodos de despiste para robarte es que los vayamos posteando aquí, así estamos al día.
  10. Porque la cámara esté montada sobre el trípode, no está más segura, no la abandones en el trípode y te vayas a ver al compañero, o le des la espalda.
  11. Cuidado en las recepciones de los Hoteles, abandonamos la atención de nuestros enseres y los cacos los saben. Pon la maleta entre ti y el mostrador, nunca detrás. No dejes el bolso, portátil, bolsa de cámara, etc., en el suelo, que siga al hombro.

Lecturas recomendadas
* Recopilación de métodos para robarte o estafarte

Autor: Vigape. Administrador página canonistas

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s